COVID-19: Impacto del teletrabajo en China

Publicado el 09 de abril de 2020.

El Centro de Estudios Latinoamericanos sobre China (CELC-UNAB), a través de su Grupo de Análisis, elaboró el documento «Efectos del COVID-19 en redes digitales y trabajo remoto en China» como una forma de aportar a la discusión en todo a las consecuencias del teletrabajo a raíz de la pandemia del COVID-19.

Está dividido en tres partes (Introducción y datos preliminares, Medidas de mitigación y su efecto en las telecomunicaciones y servicios digitales y Proyecciones a corto y mediano plazo») y fue desarrollado durante el mes de marzo de 2020.

Principales apuntes del documento

  • Distintas compañías fabricantes y sus proveedores se vieron gravemente afectados por la propagación del coronavirus. Reuters, citando datos de la Academia de Tecnología de Información y Comunicaciones de China, informó que en febrero de 2020 se vendieron 6,34 millones de dispositivos móviles, un 54,7% menos que en febrero de 2019.
  • Sin embargo, las ventas se dispararon en marzo, pues las familias comenzaron a adquirir smartphones y tablets para ayudar a sus hijos con la educación en línea como consecuencia de la cuarentena.
  • En China el teletrabajo es mucho menos extendido que en Occidente. Pero desde el mes de febrero, millones de ciudadanos chinos han enfrentado los pros y contra de tener la oficina en casa por primera vez.
  • Con las ajetreadas calles de las principales ciudades como Beijing, Shanghái y Guangzhou, ahora en un inquietante silencio, este experimento masivo de trabajar desde casa ha llevado a un aumento en la demanda de aplicaciones de videoconferencia como WeChat Work de Tencent y DingTalk, propiedad de Alibaba.
  • Alrededor de 120 millones de estudiantes y 140.000 escuelas en todo el país han reanudado las clases a través de DingTalk. Esta aplicación ha estado facilitando cursos en línea en 140.000 escuelas y 2,9 millones de clases en China, cubriendo 120 millones de estudiantes en más de 30 regiones del país. Unos 3,5 millones de docentes se han convertido en presentadores a través de la aplicación.
  • El impacto de DingTalk ha sido tal, que la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) ha reconocido a DingTalk como una poderosa solución de aprendizaje digital.
  • Mientras tanto, Ali Health, una aplicación de atención médica proporcionada por Alibaba, tenía ya el 31 de enero más de 1.000 médicos participantes y más de 3.000 pacientes por hora que buscaban consultas.
  • La cuarentena incrementó el tiempo de navegación en internet y el acceso a videojuegos a niveles jamás vistos, así como también el uso de la red para coordinar el teletrabajo y las aplicaciones para apoyar el sistema de salud, incluso detectar casos positivos de COVID-19.
  • Esta tendencia está llevando a las operadoras al límite de su capacidad técnica, que desde el brote del coronavirus han visto cómo el tráfico de internet aumentaba en todo el país en un 36% en apenas las primeras semanas. Con tal despliegue, la tecnología de «nube» informática se verá favorecida de gran manera.
  • Y parece que la tendencia continuará. IDC, la principal firma de inteligencia de mercado global, ha predicho que más del 90 por ciento de las empresas de China dependerán de una combinación de nubes privadas locales, múltiples nubes públicas y plataformas heredadas para cumplir con sus requisitos de infraestructura en los próximos dos años.

Accede al documento en este link.

El Centro de Estudios Latinoamericanos sobre China (CELC-UNAB) es un organismo asociado a la Dirección de Relaciones Internacionales de la Universidad Andrés Bello, cuya misión es la generación de redes con el Asia-Pacífico en un contexto de colaboración multilateral.